Acerca de

boca-mujer-encias-sangrantes-cepillado-dientes-enfermedad-periodontal-avitaminosis-o-gingi

ESCORBUTO

 

El escorbuto es una avitaminosis (enfermedad producida por carencia de vitamina), en este caso de vitamina C (ácido ascórbico) en la dieta. Cuando se presenta el escorbuto, que es una enfermedad con una incidencia poco frecuente aunque los casos en las últimas décadas se han producido, principalmente, en campamentos de refugiados, provoca hemorragias en diversas partes del cuerpo por el debilitamiento de los vasos sanguíneos, especialmente de los capilares. Puede llevar a la insuficiencia cardíaca y, con ella, ser fatal.

La vitamina C, que debe ingerirse a través de alimentos como frutas y verduras de hoja verde, tiene propiedades antioxidantes. Es esencial para la formación y la salud del material intercelular que une células y tejidos como los vasos sanguíneos. También aumenta la absorción del hierro por lo que influye, por ejemplo, en la reducción de la anemia ferropénica. La carencia moderada de vitamina C también puede favorecer la cicatrización pobre de las heridas.

 

SINTOMAS DEL ESCORBUTO

Se pueden presentar los siguientes síntomas y signos si hay escorbuto o carencia de vitamina C:

 

- Cansancio y debilidad.

 

- Encías inflamadas que sangran con facilidad al cepillarse los dientes.

 

- Hemorragias en la piel.

 

- Sangrado nasal.

 

- Sangre en la orina o en las heces.

 

- Estrías hemorrágicas bajo las uñas.

 

- Anemia.

 

- Heridas o úlceras que tardan en cicatrizar.

 

En los casos de escorbuto infantil los niños tienen dolor en las extremidades, al moverlas o incluso cuando se las tocan.

 

Tratamiento y medicación del escorbuto

Ante el riesgo de insuficiencia cardiaca que supone la deficiencia de vitamina C se debe completar la recomendación de una dieta rica en vitamina C en la que abunden las frutas y verduras frescas, con predominio de las verduras de hoja verde, con un suplemento de ácido ascórbico vía oral o, incluso, inyectado si hay riesgo de vómitos.

Prevención del escorbuto

El modo de prevenir el escorbuto es contar con una adecuada ingesta de vitamina C al día. Las dosis recomendadas, excepto en los fumadores que deben aumentar en 35 mg las cantidades diarias indicadas, son:

 

- Bebés hasta los 6 meses de edad: 40 mg/día.

 

- Bebés de 7 a 12 meses de edad: 50 mg/día.

 

- Niños de 1 a 3 años de edad: 15 mg/día.

 

- Niños de 4 a 8 años de edad: 25 mg/día.

 

- Niños de 9 a 13 años de edad: 45 mg/día.

 

- Adolescentes (chicos) de 14 a 18 años de edad: 75 mg/día.

 

- Adolescentes (chicas) de 14 a 18 años de edad: 65 mg/día.

 

- Adultos (hombres): 90 mg/día.

 

- Adultos (mujeres): 75 mg/día.

 

- Mujeres embarazadas: 85 mg/día.

 

- Mujeres en período de lactancia: 120 mg/día.

REFERENCIAS

https://www.lavanguardia.com/vida/salud/enfermedades-reumaticas/20190811/463990053142/escorbuto-avitamosis-vitamina-c-hemorragias-insuficiencia-cardiaca-enfermedad-de-barlow.html

mujer-encias-sangrantes-o-inflamacion-encias-enfermedad-periodontal-avitaminosis-gingiviti
ACEVITAL.png